martes, enero 03, 2012

Hálito Letal

El aliento de la muerte;
lenguas de fuego atizado
que el esmeralda del verde
de los campos ha borrado.

No hay hora para esta suerte;
de día o de madrugada
al Norte, Sur, Oeste o Este,
se enciende la llamarada...

Que acaba naturaleza,
bosques, selvas y ensenadas,
aniquilando maleza
y árboles a dentelladas...

Capullos de mariposas,
de avecillas los nidos,
el perfume de las rosas
y vergeles florecidos.

El llanto de los jazmines
es crepitar doloroso
perdido en los balancines
de las ramas en destrozo.

Es la vil acción del hombre
que este desastre ocasiona?
mano criminal sin nombre
que el medio ambiente lesiona!

La ruina va produciendo
su intención tan despiadada,
fauna y flora consumiendo,
queda la tierra arrasada.

En las vidas que se pierden
el pánico fue testigo;
torturados inocentes
y el culpable sin castigo.

Quién poderes le ha otorgado
a vulgar humano alguno?
que albedrío le han brindado
para decidir su turno?

Su dolor y su agonía
tienen que sembrar conciencia,
hoy nos  falta su alegría
y deploramos su ausencia.

Que lo dicho en estos versos
alguna ayuda profesen
a esos seres indefensos
que vivir también merecen!

Leyla Martin.  2011.  (Derechos Reservados ANP)





1 comentario:

  1. Desolación... es lo que causa el Fuego... la mayoría de las veces provocado mal intencionadamente...
    Un verdadero crimen contra la naturaleza!

    ResponderEliminar